Órganos accesorios: Glándulas y órganos que facilitan el proceso de digestión

© 2019 Visible Body

Hígado

El hígado es la glándula más grande del cuerpo y es un órgano accesorio del sistema digestivo.

iTunesGoogle Play

Los órganos accesorios de la digestión incluyen el hígado, la vesícula biliar, el páncreas y las glándulas salivares

Los alimentos que son masticados en la cavidad bucal y luego deglutidos terminan en el estómago, donde son digeridos aún más de manera que sus nutrientes puedan ser absorbidos por el intestino delgado. Las glándulas salivares, el hígado y la vesícula biliar, y el páncreas ayudan en el proceso de la ingestión, la digestión y la absorción. Estos órganos accesorios de la digestión cumplen funciones clave en el proceso digestivo. Cada uno de estos órganos secreta o almacena sustancias que pasan a través de conductos hacia el tubo digestivo.

1. La saliva humedece los alimentos y comienza el proceso de digestión química

Ubicación de diferentes glándulas productoras de saliva en la boca

Seis glándulas salivares, ubicadas alrededor de la cavidad bucal, secretan saliva. Esta sustancia sale de las glándulas hacia la cavidad bucal a través de conductos. La saliva es 99% agua, pero también contiene enzimas y proteínas que lubrican la cavidad bucal y comienzan la digestión química de los alimentos. Hay tres pares de glándulas salivares (glándulas parótida, submaxilar y sublingual) y dos conductos (conductos de Stensen y salivar) a cada lado de la cavidad bucal.

2. El hígado secreta bilis que emulsiona las grasas en el intestino delgado

Secreción de bilis de la vesícula biliar

El hígado es uno de los órganos más grandes del cuerpo y está produciendo bilis continuamente. Este fluido marrón-amarillento ayuda a la digestión química al emulsionar las grasas en el duodeno. La bilis sale del hígado por los conductos hepáticos derecho e izquierdo, hacia los conductos hepáticos comunes, y hacia el intestino delgado para ayudar en la digestión y la absorción de grasas.

3. La vesícula biliar almacena bilis

5B-Vesícula biliar

Si no se necesita la bilis inmediatamente para la digestión, la misma sube por el conducto cístico hasta la vesícula biliar. La vesícula biliar es un saco de color verde, con forma de pera, de alrededor de 10 cm o 4 pulgadas de largo que almacena y concentra el exceso de bilis secretada por el hígado. La bilis es liberada por la vesícula biliar al intestino delgado, según la misma sea necesaria.

4. El jugo pancreático degrada proteínas, grasas y carbohidratos

Conducto pancreático principal en el corte transversal del páncreas

El páncreas secreta jugo pancreático, una mezcla de enzimas digestivas, agua, tampones (bicarbonatos) y electrolitos producidos por las células acinares y epiteliales. El jugo pancreático drena a través del conducto pancreático principal (conducto de Wirsung) hacia el colédoco y luego hacia el intestino delgado. Allí tampona los ácidos gástricos y degrada proteínas, grasas y carbohidratos.

Recursos externos

Imagen cadavérica de la vesícula biliar de la Facultad de Medicina de Stonybrook University. The Body Online.

Descripción del páncreas de la edición de 1918 de la Anatomía del Cuerpo Humano (Anatomy of the Human Body) de Gray.

Observe la descripción de los cálculos biliares a un paciente por parte de un médico del departamento de emergencias mediante el Atlas de Anatomía Humana de Visible Body.